La historia de tres mujeres increíbles

Escrito por el 10/05/2018

Reconocer a las mujeres como madres es algo que siempre decimos que deberíamos hacer todos los días y no sólo en una fecha determinada. De este debate no hablaré en el artículo de hoy pues es todo un tema. Hoy dedicaré este espacio a rendir un homenaje a madres que han sido mujeres excepcionales, que cambian el mundo y que su legado ejemplar quedará en la historia de nuestra civilización posmoderna gracias al bendito internet.

Por esto, y con motivo también del Día de la Danza (29 de abril), el Día de la Libertad de Prensa (3 de mayo) y el Día de Star Wars (4 de mayo), quiero hablarles de tres mujeres a las que admiro por su labor social, política, artística y cultural, quienes además basan la pasión por lo que hacen en el amor hacia sus seres queridos, entre quienes se incluye a sus hijos.

Rocío Sagaón

 

La bailarina, coreógrafa, actriz y escultora Rocío Sagaón nació en la Ciudad de México en 1933. Su belleza imponente y su determinación la llevaron a conocer el éxito y el amor a muy temprana edad. Estudió en la Academia de la Danza Mexicana, donde conoció a su compañero de vida, el pintor Miguel ‘El Chamaco’ Covarrubias. Una de sus piezas de danza icónicas fue la creada por Guillermo Arriaga, Zapata, basada en la lucha por la Tierra del héroe agrario, con un arreglo especial de Tierra de temporal de Pablo Moncayo. “Que surja el movimiento de la idea”, fue como Rocío Sagaón describió el proceso creativo de una coreografía, en una entrevista realizada antes de su lamentado fallecimiento en 2015 en Xalapa, Veracruz, donde vivió después de la muerte de Covarrubias con el fotógrafo francés Georges Vinaver, con quien tuvo tres hijos: Martin, Djahel, también bailarina, y Naolí. Una mujer increíblemente adelantada para su época, que nos acompañó incansable y nos representó creando y proponiendo.

 

Rocío Sagaón ensayando el ballet El vuelo del alma. (Crédito: Nacho López).

Yoani Sánchez

La periodista, valiente ciberactivista crítica del castrismo y filóloga Yoani Sánchez nació en La Habana y ahí lleva desde 2007 su blog Generación Y que, en sus propias palabras, inició como “un ejercicio de exorcismo personal” y ahora es toda una revolución (pun intended) a nivel mundial. El diario El País hizo una reseña de su sitio que les recomiendo mucho, e incluso este diario español le hizo acreedora en 2008 del Premio Ortega y Gasset en categoría de periodismo digital y la revista TIME la incluyó en su lista de ese año de las 100 personas más influyentes del mundo. Yoani vivió exiliada un tiempo, donde empezó la crianza de su hijo Teo, y regresaron a Cuba a pesar de las leyes. Ya instalada en su ciudad natal junto con su hijo y su esposo, el también periodista Reinaldo Escobar, Yoani ha seguido colaborando e informando otra realidad de la isla caribeña que pocos se atreven a mostrar, tanto en su blog como en el “Diario hecho en Cuba”, 14ymedio, que fundaron en 2014. Pueden seguir a Yoani Sánchez en Twitter aquí.

 

Yoani, Reinaldo y Teo. Fuente: El Clarín.

Carrie Fisher

 

Carrie Fisher, nuestra amada y muy, muy echada de menos Princesa Leia, a quien no sólo le debemos ese personaje icónico que marcará muchas más generaciones ahora que la franquicia es de Disney, fue una artista completa: escritora, dramaturga, compositora, guionista y actriz, claro que esto último lo sabemos bien. Carrie nació en Beverly Hills en 1956, hija del cantante Eddie Fisher y la actriz Debbie Reynolds. Además de ser el motivo de muchos suspiros adolescentes a finales de los 70 y desde entonces, sobre todo cuando Jabba la “viste” con ese traje exótico, tiene una participación inigualable como una novia psicópata en The Blues Brothers, aunque mi Carrie favorita es Marie en When Harry Met Sally, la amiga insolente con una reputación exquisita que quiere buscarle novio a Meg Ryan en esta clásica comedia romántica con Billy Crystal de co-estelar. Su hija, Billie Lourd, fue fanática de las películas de Star Wars desde niña, y siempre quiso participar con su mamá, sueño que ambas cumplieron con un timing perfecto. Carrie Fisher, poseedora de un humor ácido y único, es y será uno de nuestros refugios de nostalgia favoritos. Que la fuerza está siempre con nosotros.

 

Carrie Fisher y su hija Billie Lourd. Fuente: Newsweek.


Opiniones

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.



Current track
Title
Artist